Crónica de un concierto anunciado… por mí

Pues ya pasó. Ayer fue mi desvirgue como solosolistayosolotodolohagosolo, bueno todo no, que nada de esto sería posible sin el apoyo de los/as que me apoyáis de un modo u otro, incluso de los/as que se apoyan en mí para levantarse de su asiento en el metro.

Ayer fue el final y el inicio de algo. El final de una apuesta personal: tocar y cantar a la vez en público. El inicio de atreverme a hacerlo más veces. Hace unos 23 años que toco la guitarra, y en 23 años no he evolucionado mucho más de lo que aprendí en 6 meses. Pereza, falta de necesidad son un par de factores que hicieron que no evolucionara, el tercero, un problema que tiene que ver con mi brazo derecho y que me impide tocar con facilidad, pero ayer se portó bien y apenas se dejó ver. Hay otra asignatura pendiente, que se arregla con estudio, ya que en mi caso la memoria… brilla por su ausencia. Las razones, las mismas: pereza y sobre todo que, haciendo solo un concierto cada año, ¿para qué aprenderme del todo las letras? Aunque sea yo el que las escriba, no quiere decir que queden ya a fuego en mi cerebro de por vida. Pero todo eso dio igual ayer. Da igual que esté en un moento de agobio tremendo en el trabajo. Con la cabeza llena de presupuestos, guiones, castings, sesiones de fotos. Había que tirar adelante. Además, ibais a estar allí, así que… qué menos. Había ensayado bastante en casa, mis vecinos pueden dar fe de ello. Sabía que si la voz respondía (los cantantes sabréis de qué hablo) podría hacer todo lo que tenía pensado. La verdad es que improviso bastante las melodías en los directos, así que los falsetes, las notas largas, los parones y algunas subidas de potencia, podrían salir bien o no (hubo alguna que se resistió). El repertorio, como había avisado, tranquilo y melódico casi en su totalidad. Un par de versiones: mi ELBIS (absurdo juego de palabras, pero qué narices, me hace gracia!!) en esta ocasión pasé al LOVE ME TENDER, y una versión particular de We Are the World (lo sé, soy un hortera, pero me encanta la canción). 12 de mis niñas estuvieron presentes. Tanto de Stay With Me como de Hello y del nuevo disco. La respuesta fue muy bonita. A ver, que nadie espere gritos enfervorecidos. Hubo sonrisas, aplausos, afirmaciones cabeciles y eso ya llena. Lo cierto es que hablé bastante. No lo tenía pensado, pero entre que tenía que ir afinando, explicando algún tema y dando las gracias (desde aquí vuelvo a dárselas al Bar Alfa y a Sito por dejarme su guitarrón), pues se me iban las palabras por la boca, pero… así soy yo, qué le vamos a hacer.

En fin, satisfecho, contento y con ganas de repetir. Buscaré salas pequeñas en las que pueda tocar sin tener que llevar a gente y me daré el gusto de seguir dejándome la garganta en ello.

Ya te avisaré, aunque como siempre, lo mejor es que vayas siguiendo la web, mi facebook.com/eduquindosfp , youtube.com/eduquindosband (donde, por cierto, ya he colgado “ELBIS”) o www.twitter.com/eduquindosmusic Así seguro que no te pierdes nada de nada.

Pues nada, me voy a dormir, que hoy he trabajado mucho.

Besos, abrazos y achuchones varios

Edu

2 Comentarios en “Crónica de un concierto anunciado… por mí”

  1. Ampa 10 Julio, 2015 a las 18:49 #

    Disfruté una “morterá”. Gracias por el buen rato que pasamos. Petons.

    • Edu 14 Julio, 2015 a las 19:57 #

      Ole ole!! pues a ver si hago más para que sigáis disfrutando morterás de esas!! muuuuuas madre querida del alma.

Deja un comentario